STOP!

Creo que siempre supe que esto pasaría, era una especie de crónica de una muerte anunciada, años sin vacaciones (vacaciones como deben ser, de 3 semanas y fuera de casa), exceso de pega, preocupaciones varias… me terminaron de pasar la cuenta.

Ya venía arrastrando una tendinitis crónica desde el hombro hasta el menisco del dedo indice (no sabía que te podía dar tendinitis ahí, pero si, se puede), un bruxismo que trizó el plano de relajación, no hablemos del innombrable “Cristóbal emo irritable” y de como se me ha caído a mechones el pelo… a 2 días de volver de mis “vacaciones” empecé a andar mareada… me sentía como cuando das vueltas y vueltas y paras… todo gira a tu alrededor y los ojos se te mueven de un lado a otro… No le tomé mayor importancia, pero cuando se me empezó a dormir una parte de la cabeza caché que el asunto no era bueno.

Fui al neurólogo, el diagnóstico: Síndrome Vertiginoso, ocasionado por stress. Me iba a dar licencia, pero le pedí que no (tonta, pero me da miedo perder la pega), comencé altiro con los medicamentos (por suerte me dio varias muestras medicas), pero tras 4 días los síntomas no pasaban, incluso fueron mas fuertes, al punto que ayer tuve una crisis de ansiedad, jamás me había pasado algo asi!, lo chistoso es que hasta para esas crisis soy tranquila! andaba con el corazón acelerado, como cuando pasas un susto y debes correr, sentía rara la nariz, entre mas sensible y tapada, raro, y el mareo mas fuerte… pensé que era el “shock” de mi cuerpo con los ansiolíticos y el aceleramiento que tuve al ir al doctor, aceptar la licencia, volver a la pega, terminar un par de cosas, para tomarme la licencia con mas cala -debo ser la única persona en el mundo que deja la pega lista para irse enferma a casa- pero el efecto de corazón acelerado no se pasaba… llegué a casa y asalté la comida (y había almorzado tarde, y más de lo que suelo comer), traté de dormir, no podía, logro dormir y la pesada de la Lula me despierta, y el corazón seguía a mil por hora… ahí me puse a buscar que era y llegué a la crisis de ansiedad. No se si sea lo mismo que las crisis de angustia o pánico, pero para estar ansiosa, estaba muy tranquila…

Hoy, en mi primer dia legalmente enferma y con licencia, aun no he sido capaz de salir de la cama, me he dado las típicas vueltas que me doy siempre, me quiero levantar para … no se, para no quedarme en cama, pero el cuerpo simplemente no me reacciona, y hoy, ademas del mareo, siento extraña la guata.. hoy comencé con una dosis mas alta del ansiolítico, creo que eso debe ser… al menos la pastilla para dormir algo más funcionó anoche, creo que no me desperté, o tal vez 1 vez…

Debo aprender como manejar mi stress… nunca supe que lo estaba salvo por las “enfermedades”… no se que hacer!, pero ahora si que la palabra yoga suena fuerte, veré como lo hago para volver a practicarla…

Solo pido, que el mundo deje de girar porque el mareo no pasa…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nota: Este post tiene más de 5 años escrito. Deberías revisar si hay nueva información sobre este post, puede que tu comentario esté de más.